JUVENILES: Barça 34 – Sitges 24

Fue como en aquellas películas en las que alguien, generalmente un malo malísimo, apretaba un botón y se iniciaba una cuenta atrás que amenazaba con destruir el mundo por lo menos… en nuestro partido de ayer contra el Barça, también el tiempo jugó en nuestra contra, y es que empezar jugando con 14 suele ser sinónimo de sufrimiento a medida que pasan los minutos y así fue, con explosión incluida y casi fin del mundo, os lo cuento desde el principio…
La cuenta atrás se inicia en Sitges, con un primer susto y es que Thomas no aparece ni hay forma de hacerle aparecer, finalmente suspiramos al verle y partimos 13 hacia Barcelona a la espera de encontrarnos allí con Guillermo.
Ya en el vestuario nuevo susto y es que Guillermo ha sufrido una pájara cual ciclista y llegará tarde, quién sabe si para empezar, el Doc está ya presto a socorrerlo.
Nuestros problemas con la alineación no son quién se queda fuera pues somos 14 contando con que llegue Guillermo, sino más bien como encajamos las piezas; hoy la solución de emergencia es el 10 doblado, Albert en defensa y Nathan en ataque. Los chicos salen a calentar con Alberto, quién es recibido a lo grande por los aficionados del Hospitalet, su Hospi, que están viendo el partido de División de Honor B que les enfrenta al Barça.
Ya en el campo los equipos y con el árbitro a punto de iniciar el match llega Guillermo, que se cambia más rápido que Superman en su cabina teléfonica e ingresa tras un par de escaramuzas sin que el marcador se resienta.
SITGES: Jordi, Eric, Julià, Dani, SantKu, Josep, Kelsey, Albert, Jorge, Nico, Thomas, Alex, Nathan. También jugaron a su manera; Luis Geis, lesionado que hizo de lo que se le pidió. Ramón; delegado, médico, transportista y linier. Alberto; entrenador emocionado con su Hospi. José Gala; pasaba por allí, fan incondicional.
El partido no responde a lo esperado y empezamos dominando a pesar de ser uno menos ya con Guillermo en cancha. Nuestro juego tiene fuerza e ilusión a falta de orden y estrategia, normal dado los pocos jugadores que frecuentan los entrenamientos. No concretamos el dominio y abandonamos su 22 sin puntos para sufrir un primer ensayo después de un chut defensivo deficiente. Contestamos casi de inmediato a través “Movember” Nico, que perfora la defensa rival por primera y no última vez. El partido está entretenido, nos acompañan las fuerzas y no se nota nuestra inferioridad, defendemos ordenados y jugamos con iniciativa desde todo el campo, los chicos están con muchas ganas y se les nota cómodos. El Barça se vuelve a adelantar con un nuevo ensayo, pero volvemos a responder con “correcaminos¡¡¡SANTKU!!!” que intercepta un pase dentro de nuestra 22 y se corre todo el campo más perseguido que Bony and Clyde. Completamos una gran primera parte con un nuevo ensayo que nos dispara hasta el 12 a 21 con el que llegamos al descanso.
Hay agua para los chicos, aunque nos hubiese gustado más que hubiese gasolina, porque ya empezaba a faltar.
La segunda parte se inicia con el Barça apretando, sin bajar el ritmo poco a poco nos van encerrando en nuestra 22 y van reduciendo distancias en el marcador. El tiempo juega cada vez más en nuestra contra y el cansancio acumulado en algunos jugadores nos pasa una factura que ya no podemos pagar… el Barça se adelanta en el marcador con un 27 a 21 que parece definitivo a poco del final, pero nuestros jugadores siguen peleando y suman un golpe de castigo que nos mantiene en plan zombie, muertos físicamente pero vivos en el marcador. Después de una jugada donde Thomas sale conmocionado del campo y nos quedamos con 13, el Barça sentencia con un nuevo ensayo y deja el marcador en 34 a 24, seguimos luchando y terminamos el partido jugando como empezamos, ilusionados con el balón y con ganas de hacer cosas, obligando al Barça a defenderse de 13 auténticos jabatos que han vendido muy cara la derrota. Final, 34 a 24.
Hacemos una foto y los jugadores hacen un último esfuerzo para ponerle una sonrisa, las muecas de cansancio y dolor después del esfuerzo cuestan de borrarse.
La cuenta atrás podría haberse terminado aquí, con la derrota, pero cuando hablaba del fin del mundo me refería a algo que todavía tenía que suceder…ya en la ducha hay un jugador que sufre un apretón y debe correr hacia el lavabo… lo siguiente es una mezcla del vapor del agua caliente de la ducha y la peste descomunal que emana del lavabo… el ambiente se hace irrespirable y amenaza explosión, bien podría ser el fin del mundo… desde el lavabo infernal el jugador reclama papel, no hay… un valiente se acerca con unos Kleenex que lanza por encima de la puerta… el vestuario se evacua bastante más rápido de lo habitual, solo Álex con la nariz tapada por un resfriado aguanta sin pestañear.
Hoy nadie ha visto amarilla, así que Nathan tiene una idea; como Thomas fruto de la conmoción no se acuerda de algunas cosas, propone decirle que le han sacado amarilla y que se las lleve él a lavar… amigos para esto. Me las llevo yo.
Al tercer tiempo de cabeza, son casi las 9 de la noche y los macarrones que se marca el Barça de tercer tiempo hoy más que nunca apetecen, cena y a Sitges, fin de la cuent atrás.
Orgullosos como pocos días.
Gracias a todos por el esfuerzo, nos vemos martes y jueves; no es una cita, son los días que se entrena (mensaje nada subliminal para algunos)

6 comentarios sobre «JUVENILES: Barça 34 – Sitges 24»

  1. Pedro tu cronica del partido genial y divertida!como siempre
    Ns vms el martes arriba sitges!

  2. Bon dia,
    Soc l’arbitre del partit i vull felicitar al vostre equip per la demostració de sacrifici, lluita, passió i voluntat que vareu demostrar el dissabte. Vareu demostrar ser un equip.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.